miércoles, 10 de febrero de 2010

HIT ME -WITH YOUR RYTHM STICK


posts que no salen como deberían; ex-clientas que ya no tengo por qué saludar por la calle si no me viene en gana (mejor dicho las ex no-clientas; just sooo happy to miss your faces you witches) y una congoja absurda que me tiene mala.


el masoquismo es intrínseco a nuestro ser. donde dije 'basta' yo sigo ('hit me!'). no pensaba volver a poner un pie allí dentro en todo lo que resta de semana y que no iba a poner un pie allí dentro nunca más lo digo desde la semana pasada ('hitme, hitme, hitme!').


la colibrí se resiste a desprenderse de sus posesiones diogenizantes. allí está todo. todo lo 'mío'. 'mis' cosas. y tan sólo son eso... cosas, que no personas. entonces, por qué me importa -tanto-? ('hitme slowly').


no puedo bajar al sótano. eso es. arriba, vaya y pase. ya no es una tienda. está despersonalizada. por no tener ya, no tiene ni alma ('hitme quick').



el sótano es como un cuarto oscuro. el cuarto oscuro de nuestra alma. escondes retazos de una vida que ya no te gusta o no te sirve o simplemente no quieres que sea vista/conocida. el sótano es la historia de tu vida. síndromes que se acusan cuando hay espacio en el tiempo. a casi 15 días de una entrega de llaves postpuesta... me resisto. no puedo ni quiero desprenderme de nada. y le lloro a las paredes por no poder esconderme ya entre ellas. y cada cosa me lleva a la memoria otra historia. 



ian dury: 'hit me with your rythm stick'
fotos: robables, sin copyright ni nada de nada



***
*


para L. & M. (y no son los cigarrillos, son personas).



                

 
template by suckmylolly.com