sábado, 30 de junio de 2012

BELLEZA, JUVENTUD Y EL DR. MEADOWS

Mina Mazzini


-'Dr. Meadows, creo que me estoy muriendo.'
-'Sra. Humming, conocíéndola como la conozco, diría que ha duplicado o triplicado las dosis prescritas en su medicación..'
-'Doctor, déjese de bromas que hablo muy en serio: tengo un par de arrugas, y éstas no estaban allí en mi última visita'.
'Respire hondo querida, relájese y cuéntemelo todo. Mucho me temo que tiene Ud. razón y sí..., es grave.'

'Ocurrió la misma tarde en que le llamé para pedir hora urgente; estaba con el grupo de bridge -ganando como es habitual- cuando Piluca -ya conoce Ud. a Piluca, el famoso dinosaurio convertido en travesti  gracias al bisturí del Doctor Ajax- que tenía la mirada atenta puesta en mis manos, mi cara, mi escote... sigilosa como una serpiente dijo: 'Querida, te noto distinta... como cansada..., ¿has pasado mala noche?'



Sin levantar la vista de mi mano contesté : 'Piluca cielo, sí, duermo fatal ultimamente... ¡incluso he olvidado felicitarte la buena nueva!'. Pude percibir como los dos implantes que conforman lo que vendría a ser una boca, hacían una mueca casi obscena al intentar cerrarse ya que no pueden, viven perpetuamente entreabiertos... muy desagradable pobre Piluca, en fin sigo: coge Piluca y me estampa:  'Una buena memoria no es lo importante'. A lo que respondí sin problemas: 'Piluca guapa, si es que no me perdono no haberte llamado... ¡Alvarito te hace abuela!'  



-Sra. Humming,,,, pero todo eso que explica como si fuera 'algo malo', 'algo conflictivo' a lo que enfrentarse, es en realidad ¡muy hermoso! Es la perpetua celebración a la continuidad de la vida, la naturaleza que fluye... imparable, regenerándose así misma a través de las nuevas generaciones....
-Ay por favor, ¡no sea tan ingenuo! Piluca está pasando por un mal momento; esa fase en que se necesita una buena mentira, como que le digan que Alvarito en realidad parece su hermano pequeño.
-Oh. Comprendo. Es muy natural también ese sentimiento...




-Doctor Meadows...  a lo que iba y escúcheme con atención que esto es muy importante: 
Puse las cartas victoriosas sobre la mesa y entonces, la muy Tutankamón, me asestó un 'as' que guardaba en la manga tan sólo para mí:
'Humming, deberías venir un día conmigo a la consulta del Doctor Ajax, puede echarte una mano con esas cartas. Bien sabes querida, que ganar es perder si la mano no acompaña'.




-Esta Piluca... ¡jajajajaa! realmente sabe mantener muy joven esa famosa lengua viperina, señora que por cierto, estaba de muy buen ver hace unos años cuando era paciente mía.
-¿Pero de qué parte está Ud. doctor? La momia clava su puñalada trapera y como puede comprobar, me está matando.
-¡Querida mía, pero si yo sólo tengo ojos para Ud.! Venga, estírese... y enséñeme esa herida, ya va siendo hora que pongamos cartas en el asunto que tanto la atormenta.


-Doctor Meadows... ¿acaso tiene arreglo?
-¿El qué mi querida?
-Ésto. Y mire, fíjese... aquí también. Estoy desesperada.
-Sra. Humming, como paciente no existe nada mejor para sentirse bien servida que ponerse en manos de un verdadero profesional como yo. Por lo que para su tranquilidad y paz de espíritu, diré que no veo nada de lo Ud. señala. No sólo puedo disfrutar de una hermosa vista sino que además estoy dotado para diagnosticar lo que en términos médicos vendríamos a referirnos como 'estar ante toda una señora mujer: grande, grande, grande'.


-¿Doctor Meadows, acaso pretende insinuar que estoy... ¿'gorda'?
-¡Dios me libre Sra Humming...! Sabe que tengo por norma no aceptar pacientes con sobrepeso; soy un afamado psiquiatra colegiado, no un mero nutricionista. Ánde, no me sea tan susceptible.
-Quedan apenas unos quince minutos doctor... y con tan poco tiempo, tal y como me encuentro hoy, con eso no tengo ni para empezar.
-Ud. no se apure, abandónese en mis manos expertas.Y si me lo permite le daré una pauta pero como amigo, no como médico: 
El tal Doctor Ajax es en realidad, una tal  Doctora Ajax. Y lo comento tan sólo por si Piluca le ha hecho más daño del que percibo a simple vista como terapeuta.


-Dr. Meadows, como viene siendo habitual en usted, está confundiendo para variar peras con limones. 
Mire... lo más importante para una mujer es sentirse bien consigo misma y lo cierto doctor, es que llega una edad en la que todos esos antiguos dogmas... que si acabado en 'o' ,que si acabado en 'a'... ¿Qué más da? 
-No es mi intención meter prisa pero sólo quedan diez minutos Sra. Humming...
-Ya que tiene tanta prisa, le dejo entonces. Efectivamente es muy poco tiempo para usted Meadows y pensándolo bien,
seguramente la Doctora Ajax encuentre un hueco en su apretada agenda para mí. 
-Mi querida Sra. Humming, ¡no se lo tome así! y permítame la libertad de echarle un merecido cumplido, sin segundas ni crueles intenciones: es usted una 'Grande'. 
-Mi querido Dr. Meadows sepa Ud. que eso... ya lo sé.




*
imágenes: Mina Mazzini  y fotogramas de Sunset Boulevard
gif: queda pendiente localizar el tumblr, perdido entre los marcadores de Google.


Gloria Swanson

sábado, 16 de junio de 2012

TODO UN CLÁSICO

"Her career began with my endorsement of the pen. I secured other endorsements for her, introduced her to important clients. I gave her her start. But it was her own talent and imagination that enabled her to rise to the top of her profession and stay there. She had an eager mind always. She was always quick to seize upon anything that would improve her mind or her appearance. Laura had innate breeding. But she deferred to my judgment and taste. I selected a more attractive hairdress for her. I taught her what clothes were more becoming to her. Through me, she met everyone - the famous and the infamous. Her youth and beauty, her poise and charm of manner captivated them all. She had warmth, vitality. She had authentic magnetism. Wherever we went, she stood out. Men admired her. Women envied her. She became as well-known as Waldo Lydecker’s walking stick and his white carnation. On Tuesday and Friday nights, we stayed home, dining quietly, listening to my records. I read my articles to her. The way she listened was more eloquent than speech. These were the best nights."


Todos tenemos fijaciones, obsesiones y pasiones. Creo que sin ellas la vida pasa como a quien le gusta comer y le obligan a dejar la sal, el vino y un buen cigarro. El ritual que nos alimenta el alma pierde su rumbo y sentido.

Todo esto viene en relación a que por mucho que nos empeñemos en hacer 'lo correcto' -y nadie niega que da muchas satisfacciones- hemos nacido pienso, para hacer 'aquello que queremos'. Y a imposición forzada, sólo nos queda la rebeldía.

Laura de Otto Preminger es una joya del cine negro clásico algo olvidada. La película cuenta con la magistral interpretación de cada uno de sus actores, la elegancia de un mundo perdido pero no por ello menos actual: trabajo, independencia, amor incondicional hacia la belleza en todas sus formas: música, pintura, literatura, todo tipo de objetos de arte, el buen vestir, la belleza del cuerpo mascuilno y femenino, las buenas maneras a pesar de la crudeza de los temas que se barajan. El amor y el desamor, los celos, la codicia, la ambición, el arribismo, el snobismo, clases altas, clases bajas, decadencia.

Una hermosa y afamada publicista es asesinada (Gene Tiernery).
Un atractivo y heroico policía es el detective encargado del caso (Dana Andrews).
Un famoso novelista y columnista relata la historia de la protagonista asesinada (Clifton Webb).
Una rica socialité que no tiene pelos en la lengua (Judith Anderson -otro de sus grandes papeles fue el de Mrs. Danvers en Rebecca.)
Un elegante gigoló (Vincent Price) declara aquello que en el 2008 pensé que eran las palabras que mejor definían este blog:

'I don´t know a lot about anything, but I know a little about practically everything'.

Todo ello bajo la luz del blanco y negro, atravesando de un extremo al otro las gamas de grises que conforman nuestro propio arcoiris.







*


(nota: parte del texto se suprimió en la versión final de la película junto con algunas escenas. podéis disfrutarlo al completo en 'escenas inéditas' tanto en DVD como en Youtube.)

domingo, 3 de junio de 2012

"Just go for strawberries in the trees"




A pesar de las obvias diferencias de edad, sexo y profesión al verle pensé: '¡Cómo te entiendo!'.

Atados (acogollados) a una pajarita que sienta de miedo y que es todo un arte innato el saberla llevar, los cuerpos, resignados, hipotecan el alma para vender lo ajeno. Sueños que son reales porque el cheque viene al final. 

'Es temporal'

Pero el tiempo tiene las horas contadas. Le diría con amor de madre que se deje de pájaras, que aún está a tiempo de volver a empezar, una y otra vez. Quizá tan sólo se tratase de un mal día, ya que están quienes navegan manoseados por capitanes despiadados, en un mapa perfectamente trazado para llegar al destino que marcaron nada más partir.

*

 
template by suckmylolly.com